Tableswing

La cocina actual no sólo se come, también se mira y se piensa. Y mucho. La gastronomía de nuestros días, igual que la pintura o la fotografía, se ha convertido en un lenguaje más que busca provocar un efecto emocional en el receptor. El paladar se educa, como se educa el oído, y los creadores gastronómicos cohabitan con sus exigentes intérpretes, transformando las materias primas y el imaginario colectivo; transformando la cocina en arte.

Comer es un íntimo acto de Amor. Cuando alguien entra por tu puerta, se sienta en tu mesa y cocinas para él, le invitas a ver, oler y sentir como tu sientes. Todos las culturas del mundo coinciden en que el hecho de comer es, ante todo, una celebración, un acto social de primer orden y un canto a la existencia. Tal vez esto sea así porque pocos amores son tan sinceros como el Amor a la comida.

En Tableswing nos gusta que cada una de nuestras piezas sea única; queremos que nuestras vajillas sean perfectamente imperfectas. A nuestro parecer, el diseño bien hecho es aquel que incorpora, acomoda y abraza la irregularidad, que apuesta abiertamente por lo singular y lo único. Creemos que donde existe la perfección no existe una historia que contar.

La vajilla que te presentamos responde a una premisa que creemos fundamental: Queremos trabajar con objetos adaptados a tus necesidades. Y una vez llegados a este punto pedimos más; queremos que cada una de nuestras piezas te llene, te sea agradable al tacto y reconforte tu corazón. Por esto trabajamos con esmaltes mates, que dan calidez y hacen que el recipiente cobre profundidad, sobriedad y densidad, atrapando el color en la superficie de sus paredes. Y también trabajamos con esmaltes brillantes, craqueados, de colores tranquilos… piezas creadas para no dejarte indiferente.

Porque sabemos que cada plato se prepara, se diseña y se monta para ser exhibido ante un público que no concede. Porque queremos que bailes con tus platos, que entren, que salgan, que cambien de pareja. Porque te gusta jugar y arriesgar, porque también amas lo mestizo, porque todos sabemos que en la mezcla radica la pureza… ¡te invitamos a aventurarte!

Bienvenidos a nuestra mesa, bienvenidos a tableswing

Cuando alguien entra por tu puerta, se sienta en tu mesa y cocinas para él, le invitas a ver, oler y sentir como tu sientes.

Queremos que cada una de nuestras piezas te llene, te sea agradable al tacto y reconforte tu corazón.

¿Cuándo se comió la cocina al comedor?

Se dice mucho que ya no se come como antes, pero lo que parece claro es que ya no se come donde antes. El pasado mes de marzo, un artículo de la web estadounidense Vox filosofaba sobre la desaparición de las mesas de comedor en los hogares americanos. El cambio,...

Tableswing

La cocina actual no sólo se come, también se mira y se piensa. Y mucho. La gastronomía de nuestros días, igual que la pintura o la fotografía, se ha convertido en un lenguaje más que busca provocar un efecto emocional en el receptor. El paladar se educa, como se educa el oído, y los creadores gastronómicos cohabitan con sus exigentes intérpretes, transformando las materias primas y el imaginario colectivo; transformando la cocina en arte.

Comer es un íntimo acto de Amor. Cuando alguien entra por tu puerta, se sienta en tu mesa y cocinas para él, le invitas a ver, oler y sentir como tu sientes. Todos las culturas del mundo coinciden en que el hecho de comer es, ante todo, una celebración, un acto social de primer orden y un canto a la existencia. Tal vez esto sea así porque pocos amores son tan sinceros como el Amor a la comida.

En Tableswing nos gusta que cada una de nuestras piezas sea única; queremos que nuestras vajillas sean perfectamente imperfectas. A nuestro parecer, el diseño bien hecho es aquel que incorpora, acomoda y abraza la irregularidad, que apuesta abiertamente por lo singular y lo único. Creemos que donde existe la perfección no existe una historia que contar.

La vajilla que te presentamos responde a una premisa que creemos fundamental: Queremos trabajar con objetos adaptados a tus necesidades. Y una vez llegados a este punto pedimos más; queremos que cada una de nuestras piezas te llene, te sea agradable al tacto y reconforte tu corazón. Por esto trabajamos con esmaltes mates, que dan calidez y hacen que el recipiente cobre profundidad, sobriedad y densidad, atrapando el color en la superficie de sus paredes. Y también trabajamos con esmaltes brillantes, craqueados, de colores tranquilos… piezas creadas para no dejarte indiferente.

Porque sabemos que cada plato se prepara, se diseña y se monta para ser exhibido ante un público que no concede. Porque queremos que bailes con tus platos, que entren, que salgan, que cambien de pareja. Porque te gusta jugar y arriesgar, porque también amas lo mestizo, porque todos sabemos que en la mezcla radica la pureza… ¡te invitamos a aventurarte!

Bienvenidos a nuestra mesa, bienvenidos a tableswing